Bazarra R.S.C.: Bazarra colabora con AFAFES

En la Estación de Servicio Bazarra nos mantenemos firmes en nuestro compromiso de colaboración con asociaciones de nuestro entorno. Y siguiendo nuestro camino en el mundo de la responsabilidad social corporativa (RSC) no complace anunciar que en este año 2019 firmamos un nuevo convenio con AFAFES (Asociación de familiares enfermos de alzheimer.

El objetivo principal de AFAFes es apoyar y acompañar a las familias tras el diagnóstico y a lo largo del proceso de la enfermedad. Consideramos fundamental una intervención en paralelo, realizando una terapia tanto con la familia como con el enfermo. Los fines que persiguen siguen siendo los mismos que inspiraron sus primeros pasos: Mejorar la calidad de vida de los afectados, incentivar la investigación, proteger los derechos de las personas enfermas, apoyar a las familias, informar a la sociedad para fomentar el diagnóstico temprano de nuevos casos, proporcionar una fuente de formación especializada a los profesionales encargados de tratar día a día a las personas afectadas por la enfermedad de Alzheimer y otras demencias, y fomentar el conocimiento de la enfermedad.

¿Qué es el Alzhéimer?

El Alzheimer es la causa más frecuente de demencia. Es una enfermedad que genera un deterioro cognitivo importante, caracterizado por la pérdida de memoria, alteraciones en el lenguaje, pérdida del sentido de la orientación y dificultades para la planificación de tareas o la resolución de problemas.

Este deterioro suele acompañarse por cambios en la personalidad y el comportamiento. La capacidad de la persona para ser autónoma y llevar a cabo las actividades de la vida diaria va apagándose, de modo que en las fases más avanzadas necesitará ayuda y cuidados durante la mayor parte del día.

 

La evolución de la enfermedad de Alzheimer puede dividirse en tres fases: leve, moderada y severa. Estas fases presentan como síntomas:

Fase leve

  • Pérdida moderada de la memoria.
  • Dificultad para encontrar las palabras adecuadas para expresarse.
  • Dificultades en relación con el tiempo.
  • Desorientación geográfica.
  • Dificultad para resolver problemas.
  • Depresión.

Fase moderada

  • Pérdida severa de la memoria.
  • Pérdida de la facultad de expresión hablada.
  • Desorientación en tiempo y lugar.
  • Dificultad con el razonamiento.
  • Cambios de comportamiento y personalidad.

Fase severa

  • Pérdida severa de la memoria.
  • Palabras inadecuadas.
  • Incapacidad para tomar decisiones o resolver problemas.
  • Postura rígida y doblada.
  • Incontinencia.

 

 

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × 5 =